Foto de archivo

Una investigación de Harvard Medical School citada por Martí Noticias, reveló que el Covid-19 pudo haber estado propagándose en China desde finales de verano del año pasado, incluso desde agosto, o principios de otoño.


Para realizar el estudio la prestigiosa universidad estadounidense utilizó las búsquedas en internet de los distintos síntomas de la enfermedad, y también imágenes satelitales de los aparcamientos de hospitales de la ciudad china de Wuhan, donde se originó el virus.

Los expertos analizaron los patrones de viaje de los ciudadanos a los centros hospitalarios, lo que les brindó algunas pistas para llegar a determinar esta teoría.

El repositorio de Harvard publicó el trabajo investigativo, que muestra un aumento del tráfico en los aparcamientos de los hospitales, al tiempo que un incremento de las búsquedas en la red de los síntomas de la enfermedad, estos datos condujeron a los científicos a notar que la pandemia comenzó antes de diciembre de 2019, fecha en que el gobierno chino dice empezaron a darse los primeros casos.

La publicación detalla que aunque no pueden confirmar con exactitud «si el incremento del volumen estaba directamente relacionado con el nuevo virus, nuestra evidencia apoya otros recientes trabajos que demuestran que la emergencia ocurrió antes de que se identificara en el mercado de mariscos de Wuhan».


Tras la publicación del artículo científico, Pekín ha negado que el Covid-19 empezara a propagarse en China a fines del verano pasado, y ha tildado de «ridículo» el estudio basado en datos de motores de búsqueda de internet, y patrones de viajes a los hospitales en Wuhan.

Los científicos estadounidenses llegaron a los resultados, tras compilar 111 imágenes satelitales, documentadas entre el 9 de enero de 2018 y el 30 de abril de 2020, todas tomadas en múltiples sitios de la ciudad de Wuhan.