El rapero Denis Solís trasladado a un campamento en la prisión del Combinado del Este/Imagen tomada de redes sociales

El rapero contestatario Denis Solís ha sido trasladado a un campamento dentro de la prisión Combinado del Este en La Habana, luego de que las autoridades del penal le permitieran hacer llamadas telefónicas nuevamente, informó Diario de Cuba.


Vladimir Lázaro González, el tío de Solís dijo que el joven aceptó trabajar allí por un salario, y que durante la conversación que tuvo con su familia el jueves pasado, lo pudo sentir más animado.

Al parecer las autoridades habían prohibido las llamadas a Denis, después de que conversó con Maykel Castillo Pérez, quien organizó un concierto a través de las redes para entregar los fondos que recaudó a la familia del recluso, contó su tío.

Solís lleva prácticamente tres meses en la cárcel, desde que fuera arrestado el pasado 11 de noviembre, cuando en un juicio sumario lo condenaron a ocho meses de privación de libertad bajo la figura delictiva de desacato.

Por primera vez esta semana el tío de Denis reveló cómo fue el arresto al rapero, según González fue «violento» y «casi lo asfixian».


«Fue violento. Tres hombres grandes le dieron una golpiza de tal grado que le doblaron las piernas y los brazos, y dice que se defecó. Así, literalmente, me lo dijo», detalló Vladimir.

«Casi lo asfixian, y el corazón le palpitaba fuerte…fue una experiencia muy mala», confesó.

Denis fue arrestado en plena calle, en Compostela y Conde, La Habana Vieja, cuando se dirigía a la panadería. Aunque la gente gritaba que no lo golpearan, los policías vestidos de civil hicieron caso omiso.

Los artistas y activistas del Movimiento San Isidro se acuartelaron e iniciaron una huelga de hambre a fines de noviembre para exigir la liberación de Solís, sin embargo la misma fue desmantelada por las autoridades que irrumpieron violentamente en la sede de la organización en Damas 955, La Habana Vieja, el 26 de noviembre pasado.

Desde entonces el coordinador del MSI, Luis Manuel Otero Alcántara, y Maykel Castillo Pérez (Osorbo) así como otros activistas, han seguido reclamando Denis Solís sea liberado, pero hasta ahora no han podido conseguirlo pese a sus esfuerzos.