Foto de archivo

El condado de Miami Dade está por iniciar una iniciativa de salud en colaboración con el Centro de Control de Enfermedades de los Estados Unidos (CDC) para combatir el Virus de Inmunodeficiencia Humano o VIH.


«Al ser la puerta de entrada a América Latina, también es la puerta de entrada a muchas enfermedades infecciosas, de las cuales el VIH es lo más importante», Carlos Migoya, Presidente y CEO de Jackson Healthcare System en una conferencia de prensa el lunes.

En la conferencia además participaba la vicegobernadora de la Florida, la Sra. Jeanette Núñez, anunciando el futuro inicio de una apertura de diálogo con líderes de todo el estado y el país con el objetivo de poner fin a la epidemia del VIH. También estaba presente el Dr. Robert Redfield, Director del CDC.

El plan es una propuesta del Presidente Trump para reducir las infecciones por VIH en todo el país en un 90% durante la próxima década.

Una de las tasas más altas de infección del virus en la nación se encuentran en el sur del país, en el estado de Florida, informó CBS Miami.


«Nuestro enfoque es trabajar con el CDC y asegurarnos de que los departamentos de salud del condado tengan las herramientas, independientemente de su estado de seguro, para garantizar que tengan acceso a la atención», dijo Núñez.

«El VIH no es un problema partidista, sino un problema de salud muy problemático que afecta enormemente a nuestras comunidades», añadió.

«..para ayudar a las personas a que se diagnostiquen, a que reciban tratamiento, a una supresión viral. Esto no solo significa que ahora vas a vivir una vida casi normal, sino que ya no puedes transmitir el virus a otra persona”, dijo el Dr. Robert Redfield, Director de los Centros para el Control de Enfermedades.

Actualmente hay más de 115,000 personas en la Florida que viven con el VIH, el estado tiene el 12.5 por ciento de todas las nuevas infecciones en todo el país y los funcionarios dicen que la tasa está aumentando. En 2017, se diagnosticaron más de 4,900 casos nuevos de VIH en Florida, un aumento del tres por ciento en comparación con 2016.

«Si no hacemos nada, tenemos alrededor de 40 mil nuevas infecciones al año, eso significa que tendremos alrededor de 400,000 en esta nación que se infectará en los próximos 10 años, este objetivo es básicamente para terminar con eso”, dijo el Dr. Redfield.