Un análisis publicado este fin de semana por el diario The Washington Post, indica que el despliegue militar estadounidense en la frontera con México que comenzó en abril pasado por orden del presidente estadounidense, Donald Trump, podría costarle al Gobierno más de 200 millones de dólares a fines de 2018, recogió Mundo Hispánico.


EEUU ha anunciado le hará frente a las caravanas de migrantes centroamericanos que pretenden entrar al país, el mandatario aseguró recientemente que podría elevar el número de militares desplegados a 15.000, un contingente que equivale al que Estados Unidos tiene en Afganistán.

Según estimaciones de expertos citando datos del Pentágono, si los militares en la frontera aumentan a fines de este año, y de extenderse la misión durante 2019, se podría alcanzar el costo de 200 millones de dólares, de acuerdo al Post.

Para el presupuesto anual del Pentágono, de 716.000 millones de dólares, la cifra antes mencionada es pequeña, sin embargo podría crear un desbalance en momentos en que la Casa Blanca busca que el Departamento de Defensa reduzca sus gastos a 33 millones para 2019.

2.100 reservistas de la Guardia Nacional estadounidense están desplegados en la frontera, y el país ha gastado desde abril unos 103 millones en mantener las tropas resguardando la frontera.


Proyecciones del Departamento de Defensa indican que si los reservistas continúan en la frontera hasta septiembre del próximo año, esto podría generar un costo de 308 millones de dólares.

Con los militares en la zona fronteriza, que son integrantes activos de las Fuerzas Armadas, el presupuesto estatal sufre menos, porque a diferencia de los reservistas no requieren pagos adicionales.

(Con información de Mundo Hispánico)