Crítica la situación alimentaria en las provincias occidentales e Isla de la Juventud/Imagen de archivo

Activistas independiente en Cuba, contaron el martes a Radio Martí, que la interrupción del transporte entre La Habana, Matanzas, Mayabeque, Artemisa y Pinar del Río, además del ferry que cubre la ruta Nueva Gerona-Batabanó, afecta de manera seria los suministros de alimentos y otros productos de primera necesidad en esas localidades del país, incluida la Isla de la Juventud.


Según Oscar Boicet Potrillé, vicepresidente del Partido Autónomo Pinero, «el impacto va a ser grande porque viandas, cárnicos, prácticamente todo el abastecimiento de la Isla [de la Juventud] venía de fuera, y ahora con esta situación va a ser imposible».

En Nueva Gerona, explica Potrillé «hay un gran desabastecimiento: donde quiera que llegues, en los centros comerciales hay colas interminables y no hay productos».

Oscar Boicet comentó que el tráfico marítimo y aéreo desde y hacia la Isla de la Juventud fue suspendido, la única conexión que queda es un vuelo humanitario diario hacia La Habana.

El diario oficialista El Guerrillero recogió esta semana las declaraciones del presidente del Consejo de Defensa, Julio César Rodríguez Pimentel, quien dijo que desde el domingo, todo el que entre a territorio de la provincia de Pinar del Río, está obligado a pasar 14 días de cuarentena.


La dependencia de Pinar a La Habana es total en lo que respecta a los alimentos y productos de aseo, recordó desde Los Palacios, el periodista independiente Maikel Norton.

De acuerdo a Norton, esa provincia se encuentra «ahora prácticamente sin comida, con las tiendas militarizadas: no tenemos ahora mismo un panorama muy halagüeño que digamos».

El comunicador añadió que en las tiendas en CUC no hay productos que comprar.

Alberto Corzo, quien reside en Los Arabos, Matanzas, dice que la situación con la comida allí es crítica.

«Aquí tenemos TRD [Tiendas Recaudadoras de Divisas] y Panamericana [otra cadena de tiendas]; eso es por gusto: ahí no hay abastecimiento de ningún tipo y es sálvese quien pueda, pues cuando entra ‘un buchito’ de pollo es Los Arabos, Colón… Todo el territorio aledaño está en la misma situación», detalló.

Daniel Alfaro Frías desde San Antonio de los Baños, confiesa que en esa localidad no hay comida a la venta, y que en la Escuela Provincial de Arte Eduardo Abela, albergan bajo vigilancia epidemiológica a los sospechosos de Covid-19 de Bauta y de San Antonio.

Alfaro Frías contó que «si intentas salir de San Antonio para La Habana, en los distintos puntos que tienen de inspección de la policía, cuando te piden el carné de identidad puedes quedar detenido y con una multa de hasta tres mil pesos; por propagación de epidemias, dicen ellos».