Carlos Fernández de Cossío, director general de la Cancillería cubana para EEUU, fue el funcionario encargado de contraatacar las declaraciones que hiciera el vicepresidente de Estados Unidos, Mike Pence, desde Washington.

Pence lamentó la “nube oscura de tiranía” que pesa sobre los ciudadanos cubanos dentro de la Isla, durante un discurso ante OEA (Organización de Estados Americanos).

Fernández de Cossío calificó las palabras del vicepresidente estadounidense como “agresivas y falsas”. Además, la parte cubana advirtió que la Casa Blanca “no hace más que recordarles a los latinoamericanos que la Doctrina Monroe y su proyección hegemónica están tan vigentes como lo estuvieron siempre”, recogió Prensa Latina, medio estatal.

Para el director general de la Cancillería para asuntos de EEUU, Pence “miente cuando atribuye a su país un compromiso de larga data en el continente con la democracia y la libertad”.


Desmintió que Estados Unidos apoye al pueblo cubano, y expuso de ejemplo que la administración Trump ha recrudecido el embargo.

Fernández de Cossío también arremetió contra la OEA, porque según el régimen cubano, la organización respalda los crímenes más horrendos del continente, “que van desde golpes de Estado y brutales dictaduras hasta asesinatos, torturas y desapariciones”.

Mencionó que se trataba de “un nuevo intento de EEUU de aplicar viejas recetas destinadas a impedir el desarrollo y la independencia de las naciones del hemisferio”.

Y concluyó defendiendo la “independencia, soberanía y el sistema democrático y sostenible” de Cuba.

(Con información de Diario de Cuba)