La policía de Miami Dade está buscando a los responsables de varios robos en el área de Kendall. En semanas recientes las autoridades han recibido varias denuncias de residentes a quienes les han robado la puerta trasera de sus camionetas estacionadas en sus condominios.


Esteban Prince es una de las víctimas y dijo a AmericaTeVe que se ha visto obligado a colocarle un pedazo de madera a su vehículo para poder seguir trabajando para hacer dinero y poder comprar la pieza que le robaron valorada en 800 dólares.

«Bien dolido, que uno trabaja demasiado para que venga otro así y te lo robe», dijo el residente de una comunidad ubicada en la avenida 128 del suroeste y la 43 calle.

Los diferentes robos se han reportado en los últimos dos meses y el crimen grabado por las cámaras de seguridad ocurrió en la madrugada del 14 de septiembre.

Las imágenes muestran al individuo primero mirando si veía alguna cámara, luego revisa si hay objetos de valor y finalmente se lleva la puerta trasera.


El portavoz del departamento de policía, Argemis Colomé, pidió a las personas que han sido víctima de esta banda de ladrones que si no lo han reportado a las autoridades lo hagan.

También tuvo varios consejos para evitar ser víctima de estos robos: «(…) pueden comprar unos candados que existen específicamente para que estas puertas no se puedan remover tan fácilmente. También las alarmas de los carros se pueden extender para que les pongan un mecanismo en esta puerta para si acaso se la estan robando que suene».

Colome resaltó a su vez la importancia de los cámaras de vigilancia para grabar todo el incidente.

Cualquier persona con información sobre estos robos puede llamar anónimamente a la línea de Alto al Crimen en Miami Dade al 305-471-8477.