En Arroyo Naranjo, La Habana, a tres candidatas independientes a las “elecciones” municipales se les impidió participar en la asamblea de nominación de su barrio, y el pasado lunes fueron víctimas de “un acto de repudio” de las fuerzas represivas del régimen.

Lisset Naranjo, Yalenis Cutiño y Anais Penalva, estuvieron presentes en la asamblea cuando Yalenis intentó nominar a las otras dos.

“Yo propongo a Anais y a Lisset, dije, y entonces la presidenta del CDR (Comité de Defensa de la Revolución) comenzó a gritarnos: ‘Váyanse de aquí. Ustedes son unas terroristas, unas mercenarias’. Acto seguido las brigadas de respuesta rápida del régimen nos hicieron un acto de repudio y nos sacaron de allí”, relató Cutiño a Diario de Cuba.

Yalenis denunció que sufrieron amenazas por parte de los agentes de la Seguridad del Estado, y las brigadas de respuesta rápida las intimidaron diciéndoles que podían “ser golpeadas”.

Lisset Naranjo cuenta: “Lo de ayer (este lunes) fue horrendo. Éramos tres candidatas en un mismo CDR, pero en la asamblea de nominación solo había 30 vecinos, los demás eras brigadas de respuesta rápida y gente de la Seguridad del Estado. Carmen Padilla Montoya, la presidenta del CDR, comenzó a gritarnos y a ofendernos con todas esas palabras que ellos suelen usar”.

Naranjo dijo que tenía una hija de 15 años que se aterrorizó porque creía que iban a golpear a su madre.

Manuel Cuesta Morúa, portavoz de la plataforma ciudadana #Otro18 señala que esas acciones que tuvieron lugar contra las candidatas independientes en Arroyo Naranjo son comunes.

“Las ‘elecciones’ son ilegítimas en la medida en que no han permitido a ciudadanos en su pleno derecho postularse. Las asambleas de nominación de candidatos, además, están intervenidas por las fuerzas policiales, lo que resulta en una forma de intimidación. Hay un patrón de conducta que está poniendo en entredicho este ‘proceso electoral”, indica Morúa.

El portavoz de la plataforma ciudadana denunció la detención del activista José Díaz Silva, con el fin de “impedirle realizar un taller con los candidatos para evaluar qué ha pasado en las asambleas de nominación”.

Los candidatos independientes han denunciado el hostigamiento y asedio del régimen, hasta ahora se contabilizan alrededor de 175 aspirantes independientes.

Miguel Díaz-Canel, vicepresidente cubano ha dejado saber abiertamente que el régimen “está dando todos los pasos para desacreditar” a estos candidatos, ya que si llegan a las Asambleas Municipales “sería una manera de legitimar la contrarrevolución dentro de nuestra sociedad civil”.

(Con información de Diario de Cuba)