Fiestas en Broward

El vicealcalde de Broward, frustrado por el incremento de casos de COVID-19 dijo que existía la posibilidad de un nuevo cierre y culpó a lo que llamó «gente estupida»


«Nos estamos quedando sin espacio en la cama [del hospital] porque todas estas personas estúpidas que insisten en que no hay nada peor que la gripe están equivocadas», dijo Steve Geller, comisionado y vicealcalde del condado. «La gripe no llena nuestras unidades de cuidados intensivos».

El alcalde sin embargo fue más cauteloso.

«Parece grave desde donde estamos», dijo el alcalde Dale Holness. «Tenemos que considerar dos medidas: son las medidas que estamos tomando que funcionan … dos, si la hospitalización empeora, tendremos que cerrar. Pero hoy, no ordenaría el cierre».

El alcalde dice que el departamento de salud le ha dicho que el 80 por ciento de los casos se extendió dentro de las familias y en reuniones de personas.


El vicealcalde agregó que está «enojado porque estoy tratando de evitar cerrar los negocios, lo que sería devastador». Si cerramos nuevamente la comunidad empresarial, muchas de esas empresas nunca volverán a abrir».