Un vuelo de Delta de Miami a Nueva York se retrasó la mañana del jueves luego de que varios pasajeros se enfermaron.

Según el Miami-Dade Fire Rescue, cuatro o cinco pacientes estaban siendo tratados después de que se quejaron de «sentirse mal dentro del avión».

El vuelo 2789 de Delta estaba programado para salir del Aeropuerto Internacional de Miami hacia el Aeropuerto LaGuardia de Nueva York, dijo el portavoz del aeropuerto Marc Henderson.

No se supo de inmediato cómo se enfermaron los pasajeros.


Henderson dijo que el vuelo está programado para partir a las 11:36 a.m.