Hoy se presentaron ante el juez Shakira y Carlos Vives en relación con el caso de plagio que les tiene presentado el cubano Livan Castellano por la canción de «La bicicleta», compartió Telemundo Noticias.


A la entrada de la corte, Shakira no dio declaraciones, pero si Carlos Vives, quien agradeció a la corte por ir adelante con el caso, el cual lleva en litigio más de dos años, y no ve el momento de ponerle fin, dijo mientras reiteraba su inocencia.

De acuerdo a la agencia de noticias EFE, Shakira explicó en corte que le llegó a través de la discográfica Sony la maqueta de la canción de Carlos Vives, con quien tenía ganas de trabajar, y que en un primer momento se llamaba «Vallenato desesperado» y recalcó: «Me gustó y sentí que podía agregarle algo».

Fue así como se unió al programa añadiendo que la canción habla de las costumbres y el espíritu de su tierra. «No tiene que ver con el sentir ni con la vida ni la obra del demandante ya que es un homenaje a mi tierra», dijo la cantante.

Sobre el tema de Livan dijo, «Tiene la intención de hacer un vallenato pero no lo sale, es como si se quiere jugar al fútbol y se coge el balón con la mano; lo de él es una salsa dominicana con instrumentos caribeños».


Carlos Vives también negó el plagio, se proclamó como «el padre de la música moderna colombiana» y recordó que en España le bautizaron como «el rey del vallenato».

En declaraciones a la prensa sobre el tema de Livan, Vives dijo, «Es un vallenato lo que él trata de hacer, lo que pasa que trata de hacer un vallenato con clave. Entonces trata de hacer un vallenato cubano, yo le llamo el Cubanato. Entonces ellos dicen que ese vallenato lo hizo Livan y que a mi me lo llevaron, me lo dieron. Quién le va a dar al rey del vallenato un vallenato-cubanato? A ver… A quien se le va a ocurrir? «.

Por su parte Livan asegura la frase «que te quiero tanto» es un plagio a su trabajo, «con el mismo ritmo, melodía y texto», dijo ante las cámaras.