Durante 55 años, han bombeado el agua de un pozo en su patio hasta las tuberías de su casa. Ahora el condado está diciendo: «Tienes que usar nuestra agua, y tienes que pagar por esa agua». Dijeron que no. El condado dice que sí, y es por ello que la familia ha buscado ayuda legal.


Pocas familias pueden decir que han vivido en su casa tantos años como los Johnson.

Susan Johnson, no quiere el agua del condado: «Tuvimos esta casa construida en 1962, y nos mudamos a ella en 1963».

Se mudó al suroeste de Miami-Dade en 1963, y hoy no se parece en nada a lo que era el suroeste de Miami-Dade a principios de los ’60. «Lo vimos pasar de las tierras de pinos, las granjas de caballos, las granjas de pollos, y el heno a lo que es ahora», dijo la actual dueña Susan Johnson.

En aquel entonces, no había líneas de agua y alcantarillado del condado. Los padres de Susan tuvieron que proporcionar el suyo.


«Los pozos se hundieron como 50 a 55 pies debajo del nivel del suelo. De esa manera, cuando llueve y todo, el agua se filtra a través de la roca de coral, y todo se filtra cuando llega al nivel freático. Nunca hemos tenido ningún problema con el agua «, contó Susan.

Susan dice que el agua ha probado excelente y no ha costado casi nada durante 55 años. Y luego llegó la carta.

«Fue una carta que Miami-Dade Water and Sewer nos envió diciendo que van a instalar las líneas de agua, y vamos a tener que pagar el costo de la conexión, yendo del medidor a la casa.»

Susan pensó al instante … no.

«Lo tomé como una violación de mis derechos como los dueños originales de la casa. Lo tomé como una amenaza «, confesó Susan. «Hice mi investigación. Yo solía ser una contratista nuclear. Hay alertas de agua hirviendo, como cuando se rompe la fuente principal, más la fluoración del agua de la ciudad. Si alguna vez hay un ataque terrorista o algo así, pueden contaminar los pozos municipales y matar a grandes poblaciones «.

A Susan le dijeron que tendría que pagar alrededor de $ 1,500 para conectarse a las líneas de agua y alcantarillado del condado, y luego comenzar a pagar las facturas de agua y alcantarillado.

Susan comenta que su ingreso sus fijos, no son variables.

Los Johnson buscaron aseroría legal para saber si el gobierno puede imponerse a obligar a sus residentes a a pagar por el agua, si ellos ya tienen una fuente estable. Howard Finkelstein dijo al respecto, «Sí, pueden. Casi todos los condados tienen el derecho legal de obligarlo a usar su fuente de agua. Puede solicitar una extensión para retrasar la conexión durante un año, y obtendrá eso otorgado. Y puede pedir una variación para evitar conectarse permanentemente. Pero los requisitos son casi imposibles de cumplir «.

Hablamos con varias agencias del Condado de Miami-Dade. Nos dijeron que se necesitaba agua y alcantarillado en esta área porque el agua del pozo estaba contaminada al menos en una casa.

Susan ha dicho que ese vecino tenía un pozo poco profundo que causó el problema, y ​​la casa de ella tiene un pozo profundo.

Las buenas noticias del Departmento de Agua y Alcantarillados de Miami Dade para los Johnson y sus 22 vecinos es que no tendrán que pagar el costo de las líneas de agua y alcantarillado. Una emisión de bonos se encargará de eso, pero los vecinos solo pagan por la conexión a sus hogares.

Desafortunadamente para los Johnson, no podrán continuar usando su propio pozo y tanque séptico.

En cuanto a la preocupación de Susan sobre la calidad del agua, el condado de Miami-Dade nos dijo que prueban su agua 320,000 veces al año, y cumple o excede todas las pautas locales estatales y federales.

Eso no impresiona a Susan quien ha dicho que de igual forma no se piensan conectar sin importar lo que el condado les diga.

Howard Finkelstein: «Si aún se niega a enganchar en la fecha límite, el condado tiene varias opciones para obligarlo a cumplir. Puedes luchar, pero es costoso para el propietario, y es una batalla cuesta arriba «.

Susan dice que está dispuesta a luchar esa batalla para mantener el agua de su pozo. «Si te otorgan la varianza, no tendrás que conectarte en absoluto. ¿Por qué arreglar algo si no está roto?, dijo Susan.

Mientras tanto Susan piensa obtener la extensión de ese año para retrasar la conexión y seguir luchando por su pozo.