Un representante estatal de Orlando está proponiendo una ley que no permitiría la entrada de perros o mascotas domésticas a restaurantes.


Se trata de la propuesta HB 243 presentada por el demócrata Bruce Antone para la sesión legislativa de 2020.

La ley propone prohibir que las mascotas domésticas «viajen o permanezcan en porciones interiores» de los establecimientos públicos de alimentos «para proteger la salud, la seguridad y el bienestar general del público».

Si bien el proyecto de ley no se pondría por encima de las ordenanzas locales existentes, ordenaría al Departamento de Regulaciones Comerciales y Profesionales del estado que adopte reglas y cree un sitio web de acceso público para quejas. Tampoco impedirá que los animales de servicio acompañen a sus dueños adentro.

La agencia de turismo Visit Florida dice en su sitio web que, «en todo el estado abundan los restaurantes al aire libre, los bares y los pubs de cerveza artesanal aptos para perros, algunos que ofrecen horarios designados para los caninos «hora de comer», otros con una política de perros de puertas abiertas todo el día».


La sesión legislativa de 2020 comenzará el 14 de enero.