John Cook, presidente del subcomité de la cámara baja para el Hemisferio Occidental y representante republicano por California, propone al presidente Donald Trump que tome medidas adicionales contra el régimen de La Habana, según un artículo publicado en Miami Herald, y citado por Martí Noticias.

Cook detalla que Cuba sigue siendo “una dictadura comunista que viola los derechos de su gente con regularidad, y la sucesión de poder prevista para este mes es poco probable que cambie mucho, pues el sucesor de Raúl Castro será seleccionado sin la participación del pueblo cubano, que solo tuvo la opción de aprobar la lista de candidatos del Partido Comunista.

El republicano señala que eso no es democracia y “EEUU debe apoyar una Cuba democrática, porque las personas libres construyen naciones más fuertes y estables”, explica el autor.

De igual modo el político estadounidense enumera los serios problemas de seguridad nacional para Estados Unidos, que derivan de las acciones del castrismo en la región, como principal patrocinador del autoritarismo y el sentimiento antiamericano en América Latina y el Caribe.


“En ninguna parte es esta influencia negativa más clara que en Venezuela, donde la inteligencia y los servicios militares cubanos reprimen violentamente a la oposición y socavan las instituciones democráticas”, comenta.

“La influencia cubana también es evidente en Bolivia y Nicaragua, donde los gobiernos autocráticos que simpatizan con las dictaduras cubana y venezolana se están atrincherando [en el poder] contra la voluntad de sus ciudadanos”, añadió el congresista.

El presidente del subcomité para el Hemisferio Occidental advierte además, que la amenaza del régimen cubano se extiende más allá del hemisferio.

Rememora que en el año 2013 se descubrió un intento de contrabando de armas con Corea del Norte, y que el Gobierno de Cuba tuvo presuntas fuerzas militares y paramilitares en Siria en el año 2015. Alude a la expansión del Kremlin en la Mayor de las Antillas, los nuevos planes de reabrir la base espía de Lourdes en el país caribeño.

Finalmente recuerda los ataques a 24 diplomáticos estadounidenses y sus familiares en Cuba, aún sin resolver.

El representante de California sugiere a la administración estadounidense actual tomar medidas adicionales a las puestas en práctica en septiembre pasado.

Posibles nuevas sanciones para el republicano, podrían ser ampliar la lista inicial de entidades cubanas restringidas en conexión con los militares, con el fin de añadir otras subentidades bajo el control de La Habana, incluidas las del sector turístico.

John Cook apoya más sanciones contra funcionarios del Gobierno cubano y sus familias, más compromiso de EEUU con la promoción de la democracia en Cuba, acciones estratégicas y más transmisiones a la Isla de los Martí para restaurar la democracia, de acuerdo a la visión del presidente Ronald Reagan.

El republicano propone restablecer el Programa de Parole para médicos cubanos, eliminados por la administración demócrata de Barack Obama, y tomar más acciones para enfrentar la complicidad de Cuba con Irán, China, Corea del Norte y Rusia.

(Con información de Martí Noticias)