Este evento de la fundación en cuestión se llamó: “Cuba en una encrucijada: Cómo el presidente Trump puede apoyar la libertad en la Isla”.

Entre los panelistas estuvieron :El disidente Antonio Rodiles, Roger F. Noriega,Otto Reich, y José Cardenas, asesor de la (USAID).

Herigage Foundation plantea que Trump contará con la opción de proyectar la política de EE.UU en dirección a la libertad del pueblo cubano y los derechos humanos.

«Hay que mirar al panorama internacional y desde allí tomar decisiones», sugirió Reich.

«El problema de Cuba no es el embargo, ni la política económica de Estados Unidos, sino 57 años de Revolución», afirmó Reich.


“el régimen cubano nunca será amigo de ningún sistema democrático, ni del Gobierno estadounidense. Lo único que le interesa es mantener el poder». Apuntó Rodiles.

«¿Qué tipo de Cuba queremos para el futuro?», cuestiono el opositor Antonio Rodiles, al hacer la presentación, refiriéndose a la Isla caribeña expresó, es «un safari para los turistas, un zoológico al que visitar», Según Herigage Foundation, el gobierno de Trump tendrá la oportunidad de reorientar la política estadounidense hacia los derechos humanos y la libertad del pueblo cubano.

Noriega, por su lado, consideró que “no se deberían romper las relaciones diplomáticas con el régimen”. Su intención es poder servir de “observadores cercanos”.