Una segunda mujer en arresto domiciliario ha presentado acusaciones de que un oficial del sistema correccional de Miami-Dade asignado para vigilarla usó su posición para obligarla repetidamente a tener relaciones sexuales con él.


Con las acusaciones de la segunda víctima, una mujer de 26 años, el oficial Yulián González, de 36, ahora se enfrenta a 20 nuevos cargos.

La mujer dijo a las autoridades que González la obligó a tener relaciones en más de 20 ocasiones entre los meses de marzo y septiembre de este año.

Según la última declaración jurada de arresto, González obligó a la mujer a viajar con él al Motel Nexx en la 27 avenida del noroeste, donde tuvieron relaciones sexuales en tres ocasiones. La mujer le dijo a la policía que González también exigió que condujera allí en otras ocasiones amenazándola con poner en riesgo su caso violando las condiciones de su arresto domiciliario.

González fue arrestado el mes pasado luego que la primera víctima lo denunciara por el abuso sexual y la intimidación.


La mujer que presentó las acusaciones más recientes dijo que González mantuvo una pistola en el tobillo durante las relaciones sexuales.

González permanece tras las rejas en el Centro Correccional Turner Guilford Knight. Enfrenta tres cargos de secuestro y 20 cargos de agresión sexual armada.