Miles de mosquitos infectados con bacterias volarán cerca de Miami para probar una nueva forma de suprimir las poblaciones de insectos que transmiten el Zika y otros virus.


Según una declaración de la empresa MosquitoMate, con sede en Kentucky, los primeros mosquitos se lanzarán en la ciudad de South Miami. La prueba es en colaboración con la División de Control de Mosquitos y Hábitats del Condado de Miami-Dade.

MosquitoMate infecta mosquitos Aedes aegypti machos con la bacteria natural Wolbachia. Cualquier cría producida cuando los mosquitos criados en laboratorio se aparean con mosquitos hembras silvestres no sobrevivirá hasta la edad adulta.

Los mosquitos machos no muerden, y Wolbachia no es dañino para los humanos.

Una prueba similar comenzó cerca de Key West la primavera pasada. La llegada del huracán Irma a los Cayos de Florida interrumpió las últimas semanas de monitoreo de ese ensayo. Los resultados aún están pendientes.