Reunificación familiar de Liliana Marrero

Luego de una larga y dura separación, la familia de Liliana Marrero pudo volver a abrazarla tras la llegada de la joven al Aeropuerto Internacional de Miami.


Agradecidos con Dios, con todos los que le apoyaron, con los medios de comunicación y con la gestión de la abogada de inmigración Claudia Canizares, Liliana pisó suelo estadounidense tras la tramitación de un visado humanitario.

«Es una gran dicha, y mucho que agradecer a Dios como decía ella (su esposa), a la abogada, a muchos amigos, a ustedes..» dijo a AmericaTeVe su padre emocionado, con lágrimas en los ojos y la voz entrecortada.

Liliana no se reúne solamente con sus padres; sino también con sus hermanos quienes habían comenzado el trámite de reunificación familiar. La joven de 34 años, con serias limitaciones mentales, no pudo viajar con sus padres cuando llegó el momento dado por estar bajo el ahora suspendido programa de parole.

Fue de esta forma que sus padres emigraron dejándola al cuidado de una amistad y desde Hialeah buscaron alternativas para traer a Liliana legalmente.


La visa humanitaria tramitada por la abogada Canizares fue aprobada y la familia Marrero pudo recibir a su niña en un emotivo encuentro este viernes día 6 de junio cuando la joven cumplía años dijo su padre.