Una contribución de $5.3 millones ha sido confirmada por el Fondo Central de Respuesta a Emergencias (CERF, por sus siglas en inglés), la cual será destinada a la entrega urgente de bienes de primera necesidad a las poblaciones cubanas más afectadas por el huracán Matthew.


Myrta Kaulard, coordinadora residente del Sistema de Naciones Unidas en Cuba, informó que con estos recursos se implementarán proyectos de ayuda inmediata para más de 365 mil personas de los municipios Maisí, Baracoa, Imías, San Antonio del Sur, Yateras, Manuel Tames, Caimanera y Niceto Pérez, en la provincia Guantánamo; y de Moa y Sagua de Tánamo; de la provincia de Holguín.

Kaulard indicó que han sido definidos como prioritarios los sectores de Vivienda; Seguridad Alimentaria; Agua, Saneamiento e Higiene; Salud; y Educación.

En este esfuerzo participan la Organización de Naciones Unidas para la Agricultura y la Alimentación (FAO), la Organización Panamericana de la Salud/Organización Mundial de la Salud (OPS/OMS), el Programa Mundial de Alimentos (PMA), el Programa de Naciones Unidas para el Desarrollo (PNUD), el Fondo de Población de Naciones Unidas (UNFPA) y el Fondo de Naciones Unidas para la Infancia (UNICEF).

Kaulard manifestó su agradecimiento por esta contribución del Fondo Central de Respuesta a Emergencias, que será de gran ayuda al Plan de Acción del Sistema de Naciones Unidas en Cuba en respuesta al huracán Matthew, que se presentó el viernes en la sede de Naciones Unidas en Nueva York.