La popularidad de Malia Obama ha aumentado como se tratara de una celebridad de manera que, cada vez que se deja ver, es fotografiada por los paparazzis. Siempre se muestra sencilla, tranquila y natural.