FBI estafa al Medicare

Madre e hija, dueñas de una farmacia en Florida están acusadas de fraude de 12 millones de dólares al Medicare.

Acusadas por un jurado federal del sur del Estado, la madre Mirosis González de 58 años de edad y su hija Berioska Sosa de 32 años, por pagar sobornos para que beneficiarios de Medicare fueran remitidos a su farmacia, y de usar esas remisiones para robar millones de ese programa federal de cobertura médica.


Ambas, madre e hija, eran las dueñas de la farmacia Aviva Care, que operaba bajo el nombre de American Care Pharmacy, en Sunrise, Florida. Presidenta y gerente respectivamente.

En el transcurso de los años 2016 y hasta 2020, las dueñas de la farmacia pagaron comisiones ilegales y sobornos a empresas de marketing y telemedicina, a cambio de que les remitiera a su farmacia tanto a beneficiarios de Medicare, como recetas médicas.

De acuerdo a un comunicado de la Fiscalía, las dueñas de la farmacia negociaron las comisiones con las empresas y crearon contratos falsos para enmascarar los sobornos como pagos por servicios de marketing.

Durante casi cuatro años, madre e hija presentaron a Medicare reclamaciones falsas por valor de más de 12 millones de dólares, y como pago su farmacia recibió más de 8,4 millones de dólares.  Madre e hija, la primera residente en el condado de Palm Beach y su hija en Broward, se les atribuyen los delitos de conspiración para cometer fraude en la atención sanitaria y fraude electrónico, fraude en la atención sanitaria, conspiración para pagar sobornos en la atención sanitaria y pago de sobornos