Exilio cubano habla sobre el título III de la Ley Helms-Burton (Imagen captura de pantalla de TV Martí)

Líderes del exilio cubano en Miami hablaron con TV Martí sobre la suspensión del título III de la Ley Helms-Burton, el cambio sustancial de 45 días en lugar de seis meses, ha sido para muchos el mensaje más fuerte que ha enviado Washington bajo la presidencia del republicano Donald Trump.


El periodista Ricardo Quintana habló con figuras claves del exilio al respecto.

El ex miembro de la Cámara de Representantes de EEUU, Lincoln Díaz-Balart calificó como «extraordinaria» esta noticia.

«De gran importancia, que va a tener un efecto muy importante de disuasión si alguien está todavía en el mundo contemplando la posibilidad de invertir con los Castro», apuntó el ex congresista.

Según la nota enviada al Congreso, por el secretario de Estado Mike Pompeo, la suspensión comienza el día 1 de febrero.


El título III de la Ley Helms-Burton, permite a estadounidenses y cubanos que nacieron en la Isla, demandar en tribunales americanos a personas o compañías que se encuentren traficando con una propiedad confiscada por la dictadura, luego de 1959.

«Hay una gran posibilidad…de que después de esta notificación a la comunidad internacional, haya una decisión en 45 días, hay una gran posibilidad, de dejar entrar en vigor por primera vez ese aspecto tan importante de la ley que aprobamos en 1996», explicó Díaz-Balart.

Marcell Felipe de la ONG INSPIRA AMÉRICA expresó: «Dice que es 45 días, dentro de 45 días, es 24 de febrero, justo cuando el régimen quiere promover su nueva mal llamada Constitución, donde reafirma el carácter comunista de esa dictadura».

El asesor del Consejo de Seguridad Nacional de Estados Unidos, John Bolton, dijo en noviembre pasado, cuando visitó Miami, que la Casa Blanca estaba considerando seriamente la propuesta de no suspender el título III.

«Se puede poner en marcha inmediatamente, empezarían las demandas…congelaría una gran parte de la nueva inversión que pudiera estar entrando a Cuba, y capaz hasta que sea algo que el Gobierno estadounidense pueda utilizar en sus negociaciones futuras de tantas que se están dando ahora en el comercio con otros países», expuso Felipe.

«La jurisdicción que da la ley en los tribunales federales de EEUU, y cualquier entidad, cualquier persona que ahora está traficando con una propiedad robada a un ciudadano norteamericano, se le podrá demandar en los tribunales federales de Estados Unidos», detalló Lincoln Díaz-Balart, en relación a la Helms Burton.

El director del proyecto alternativo Estado de Sats, Antonio Rodiles, quien se encuentra de visita en Miami, comentó que se trata de «una medida inteligente, porque mezcla la presión y envía una señal al régimen».

«La administración va a tomar medidas más serias, más fuertes, para meter más presión al régimen, y para ponerle más dinámica, porque definitivamente la situación, independientemente de que el régimen está en una mala posición ahora, está un poco estancado», comentó Rodiles.

«Yo creo que es importante el aumento de esa presión…nosotros siempre hemos empujado en esa línea, y junto con esto si sigo apelando a que el apoyo a la oposición interna tiene que crecer», añadió.