La opositora cubana, Rosa María Payá, líder de la iniciativa Cuba Decide, y Jessica Fernández, promotora de la propuesta ciudadana en Miami, estuvieron esta tarde en la redacción de Diario Las Américas para brindar sus puntos de vistas sobre la muerte de Oswaldo Payá, disidente cubano, padre de la joven activista, que impulsó el Proyecto Varela y fue Coordinador General del Movimiento Cristiano Liberación (MCL), quien falleciera en 2012 en extrañas circunstancias, en un viaje por el Oriente de Cuba.


Las jóvenes también abordaron el caso de Harold Cepero, que falleció ese día, y acerca de las verdaderas intenciones de las nuevas medidas migratorias tomadas por el régimen castrista. Conversaron además, sobre la actualidad política en Venezuela, los peligros de la expansión del castrismo y el Socialismo del Siglo XXI.

Rosa María Payá dejó claro que la desobediencia civil es el camino viable para la democratización de Cuba, acotando: “El régimen no tiene capacidad para resistir la confrontación con ideas diferentes”.

Y destacó la “lucha no violenta”, que puede ser desde “poner una pegatina de Cuba Decide en la puerta de tu casa” hasta “escribir plebiscito en la boleta”.

Dice estar segura de que un cambio ocurrirá por la cantidad de cubanos que están dentro y fuera de la Isla, que están inspirados en formar parte de la campaña.


(Con información de Diario Las Américas)