Este martes JuventudLac (Red Latinoamericana de Jóvenes por la Democracia, inició una petición y recogida de firmas en la plataforma Change.org para impedir que el presidente venezolano Nicolás Maduro, y el octogenario militar cubano Raúl Castro, asistan a la toma de posesión del presidente electo de Chile, Sebastián Piñera.

La iniciativa se ha propuesto llegar a la meta de 1.500, y ha recogido en un día 1.200 firmas. Se titula “No queremos a Maduro ni a Castro en Chile”.

La campaña detalla: “¿Invitarías a tu casa a quienes encarcelan ciudadanos por pensar diferente? Desde la Red Latinoamericana de Jóvenes por la Democracia impulsamos esta petición que tiene un objetivo claro: solicitarle al Ministerio de Relaciones Exteriores de Chile que no invite a Nicolás Maduro ni a Raúl Castro al acto de posesión del nuevo presidente de Chile”.

De igual modo JuventudLac se refiere a “los constantes atropellos de Maduro y Castro a los derechos humanos de nuestros hermanos, la grave situación de desabastecimiento de alimentos y medicinas son algunas de las causas para considerar que estos personajes no merecen ser invitados; estamos convencidos de que #ElQueLosInvitaEsCómplice”.


La solicitud en Change.org, concluye: “Esta petición electrónica está acompañada de una recolección de firmas físicas en diferentes países de América Latina para enviar un mensaje claro: No somos cómplices de los atropellos de Maduro y Castro”.

En enero, Sebastián Piñera aseguraba que si él visitaba la Isla se reuniría con los opositores cubanos, en un cuestionamiento a la mandataria Michelle Bachelet, que realizó una visita a Cuba en los primeros días de 2018, invitada por el general Raúl Castro.

En 2014, Piñera viajó a la Mayor de las Antillas, durante su anterior mandato, para participar en una cumbre de la CELAC, en aquella ocasión lo acompañó Bachelet, que entonces era presidenta electa, y en aquel momento se citó con Berta Soler, líder de las Damas de Blanco.

Sebastián Piñera señaló recientemente que ni en Cuba, ni en Venezuela “hay democracia, tampoco hay libertades”, y no existe el respeto a los derechos humanos. Su toma de posesión en el cargo de presidente de Chile, tendrá lugar los próximos 10 y 11 de marzo.

(Con información de Diario de Cuba)