Marín (izd), Moreno (der)

Un joven de Miami que fue víctima de un amigo de la infancia rompió el silencio meses después de haber sido amenazado con pistola por 2000 dólares.


Se trata de Jeffrey Moreno, quien reside en la Pequeña Habana, y quien fue víctima de secuestro a manos de su mejor amigo, Rodrigo Nahuel Marín.

Marín fue arrestado tres meses después que la víctima informara a las autoridades que, amenazándolo de muerte con una pistola, lo obligó a comprar varios Money Orders.

La víctima declaró a América Noticias que después de no recibir por correo una tarjeta del banco, su amigo lo llamó por Instagram indicándole que saliera de su casa porque le iba a entregar algo.

Documentos judiciales señalan que la víctima entró al Publix de la tercera avenida y la calle siete del suroeste de Miami y mientras los delincuentes lo monitoreaban a través de una llamada, pidió a la cajera cuatro Money Orders cada uno de 500 dólares.


Moreno, de 22 años, quien es mesero en Miami Beach, ahora vive una pesadilla, convirtiéndose en víctima de robo de identidad. En su cuenta bancaria ahora se reflejan transacciones que lo han dejado con un saldo negativo de más de 890 mil dólares.

Durante, el crimen, el arrestado siempre cubrió su rostro, al igual que sus cómplices. Sin embargo, Moreno dijo a las autoridades que alcanzó a ver la cara de su amigo cuando le entregó los Money Orders.

Marín, argentino de 24 años, ahora se encuentra acusado de secuestró a mano armada, posesión de un arma para cometer un crimen, asalto agravado y extorsión.