La hija del presidente estadounidense Donald Trump y tambien su asesora en la Casa Blanca contradijo a su padre y aseguró que la prensa no es enemiga del pueblo.


Cuando se le preguntó en un evento de Axios en el Newseum en Washington si ella cree que «los medios son el enemigo de la gente», Ivanka Trump, asesora principal de la Casa Blanca, respondió: «No, no es así».

«Ciertamente, he recibido una buena cantidad de informes sobre mí personalmente que sé que no son del todo precisos, por lo que tengo cierta sensibilidad sobre por qué las personas tienen preocupaciones y quejas, especialmente cuando son una especie de blanco», continuó. «Pero no, no creo que los medios sean enemigos de la gente».

Cuando se le preguntó en la sala de prensa en la Casa Blanca el jueves sobre los comentarios de Ivanka Trump, la secretaria de prensa Sarah Sanders se negó a rechazar las declaraciones del presidente de que los medios son enemigos del pueblo, diciendo que está «correctamente frustrado» con la cobertura negativa de su presidencia.

«Los medios continúan intensificando el asalto verbal contra el presidente y todos en esta administración, y ciertamente tenemos un papel que desempeñar, pero los medios también tienen un papel que desempeñar en el discurso en este país», agregó.


Los comentarios de Trump y Sanders llegan en un momento conflictivo entre la Casa Blanca y la prensa.

Hace solo unos días el presidente Trump califico a la prensa como «Enemigos del pueblo».

«Tuve una reunión muy buena e interesante en la Casa Blanca con A.G. Sulzberger, editor del New York Times. Pasé mucho tiempo hablando sobre la gran cantidad de noticias falsas que publican los medios y sobre cómo Fake News se transformó en una frase, «Enemigo de la gente». ¡Triste!»