512marlins25-spt-ppp

Este martes, fiscales federales estadounidenses presentaron pruebas que demostrarían que peloteros cubanos como Adeiny Echevarría (Marlins de Miami), José Abreu (White Sox de Chicago) y varios otros pudieron haber sido extorsionados e incluso secuestrados para salir de Cuba, como parte de una organización bien articulada que traficaba con peloteros de la isla a cambio de grandes sumas de dinero.


Según los documentos presentados, algunos de ellos fueron amenazadas a punta de pistola si intentaban escapar antes de firmar con algún equipo de las Grandes Ligas.

El caso, que tendrá su audiencia en enero, intenta probar la culpabilidad de un agente de peloteros, Bartolo (Bart) Hernández, junto con otros dos cubanos, Julio Estrada y quien al parecer era la pieza clave en México, Joan «Nacho» García.

En la ruta estarían involucrados hasta matones asociados al cartel de los Zetas.

Los fiscales federales aseguran que esta «organización» operaba desde hace aproximadamente 10 años.


Se estima que aproximadamente 17 peloteros cubanos escaparon de Cuba usando «los servicios del agente Bart».

Si bien los peloteros fueron tratados con relativa complacencia, la fiscalía argumenta que algunos de sus familiares en los Estados Unidos fueron amenazados.