El esposo de la joven madre cubana, que cayó en coma en Cuba y fue trasladada a Miami, dio una reciente entrevista a Telemundo51 donde explicó que su esposa se recupera muy lentamente pero no pierde las ganas de vivir.


«Ella está consciente y con 25 años verse así, es duro. Y con un hijo por el medio, es duro también”, dijo Juan León, el esposo de Lisbety Sánchez.

Según su esposo, la joven está consciente pero no puede moverse.

Lisbety se enfermó recién llegando a Cuba, en donde le diagnosticaron esclerosis múltiple.

Luego de estar por varios días en coma la joven pudo ser trasladada a Miami gracias a una colecta de dinero de $20,000 dólares para cubrir el alquiler de un avión especial que se necesitaba dado su delicado estado de salud.


“Vine en el avión la mayor parte del tiempo escondido, porque cada vez que me veía lloraba. Y yo no quería que estuviera así, ¿me entiendes?”, dijo León.

Su esposo agradeció la ayuda de todas las personas que contribuyeron para que la joven madre pudiese regresar a Miami. Aseguró que ella tiene muchas ganas de vivir y aunque teme por su vida, confía en que muy pronto acabará esta pesadilla.

«Ella tiene una mente muy positiva, es joven, y tiene muchas ganas de vivir», dijo su esposo.

Lisbety permanece en el Jackson Hospital donde los médicos no han confirmado el diagnóstico de los doctores cubanos.