Miembros de la Guardia Nacional de la Florida- Foto de archivo/ Florida National Guard

Miles de personas en Fort Lauderdale, Miami y West Palm Beach salieron a las calles el domingo para protestar por la muerte de George Floyd. Ante las protestas el gobernador Ron DeSantis activó la Guardia Nacional del estado el sábado en la noche, lo cual fue confirmado por su directora de comunicaciones esta tarde en redes sociales.


En Miami, los manifestantes se unieron a una marcha desde el AmericanAirlines Arena hasta el Centro Federal de Detención y de regreso cerca del Bayside Marketplace, donde hubo saqueos el sábado por la noche.

En Fort Lauderdale, casi 1,000 personas de entre 4 y 80 años se reunieron en el Parque Huzienga y luego al oeste en Broward Boulevard hasta el Departamento de Policía de Fort Lauderdale.

En West Palm Beach, los manifestantes comenzaron en Rosemary Square y marcharon por Okeechobee Boulevard.

La policía, algunos con equipo antidisturbios, estaba en escena en las tres ciudades, bloqueando el tráfico y monitoreando las marchas.


Según informes de televisión, la portavoz de DeSantis dijo que 150 guardias nacionales fueron enviados a Miramar, 100 a Tampa y 150 a Camp Blanding.

«Estas unidades especialmente capacitadas apoyan la aplicación de la ley de muchas maneras, es decir, el tráfico y el control de multitudes, todo para preservar la paz y la seguridad pública «, dijo la portavoz Helen Ferre en Twitter.