La Fiscal General en funciones de Estados Unidos, Sally Yates, anuncio que no defenderá en corte el veto migratorio de Trump.

“Mientras yo sea la Fiscal General Interina, el Departamento de Justicia no presentará argumentos en defensa de la Orden Ejecutiva, a menos y hasta que esté convencida de que es apropiado hacerlo”, escribió Yates en una carta.

“Mi responsabilidad es asegurar que la posición del Departamento de Justicia no sólo sea legalmente defendible, sino que esté informada por nuestra mejor visión de lo que es la ley después de considerar todo el hecho”, escribió.

“Soy responsable de asegurar que las posiciones que tomamos en el tribunal permanezcan en consonancia con la obligación solemne de esta institución de buscar siempre justicia y defender lo que es correcto. En la actualidad, no estoy convencida de que la defensa de la Orden Ejecutiva sea consistente con estas responsabilidades ni estoy convencida de que la Orden Ejecutiva sea legal”.


La orden ejecutiva de Trump ha sido desafiada en corte por varios abogados y varios jueces han parado su ejecución o parte de ella.

Donald Trump podría despedir a Sally Yates quien representaba a la administración Obama en las próximas horas.