La firma luxemburguesa SES Networks rubricó un acuerdo con el monopolio estatal de las telecomunicaciones en Cuba (ETECSA). La compañía extranjera detalla que “es uno de los líderes del mercado mundial de comunicaciones por satélite”, y brinda servicios a proveedores de contenido de internet, operadores de redes fijas y móviles, así como a gobiernos y entidades.

ETECSA pretende con este convenio aumentar la capacidad de conexión a internet en la Isla, según dieron a conocer medios oficiales.

La conexión de fibra óptica será complementada por la satelital, el Gobierno cubano ha dicho que busca extender los niveles de informatización en el país; en la actualidad los cubanos padecen las calamidades de una pésima conexión, más lo caro que puede resultar este indispensable servicio para el bolsillo de los antillanos.

Con este acuerdo, la Isla podrá emplear “un servicio satelital de órbita media de alta capacidad muy similar en algunos parámetros de calidad a la fibra, garantizando capacidades adicionales que soportan el servicio de internet para los usuarios”, señaló Prensa Latina.


Casualmente este convenio llega pocas semanas luego de que el Gobierno americano anunciara la creación de un grupo de trabajo para extender el libre acceso a la red de redes para los cubanos de la Isla; iniciativa que tanto algunos periodistas voceros del régimen como el Gobierno castrista en sí, han rechazado, calificándola de injerencista subversiva.

Los puntos WiFi que abrió ETECSA en julio de 2015 han llegado a la actualidad a 500 para toda la Mayor de las Antillas, y pese al creciente aumento, los cubanos se siguen quejando de la baja velocidad, la falta de privacidad en los parques, y los costos del servicio de la estatal compañía.

Recientemente la empresa del Gobierno comenzó a comercializar paquetes para internet en las casas, llamados Nauta Hogar, pero los precios siguen siendo astronómicos e inalcanzables para la mayoría.

(Con información de Cubanet)