Robo de ETECSA a los cubanos. Foto de dibujo de ETECSA / Yasser Castellanos

El ministro de Comunicaciones cubano Jorge Luis Perdomo Di-Lella ha dicho al pueblo, a través del programa oficialista Mesa Redonda, que se emite por la televisión estatal, que ETECSA mantiene sus altos precios de servicios de telefonía móvil para evitar que haya congestión en las redes, reporta Diario de Cuba.


«Si mañana nosotros dijéramos, y eso lo explicamos así: ‘Vamos a poner la telefonía móvil a cinco centavos el minuto…’. ¿Qué ocurriría? Que nadie podría hablar por teléfono, porque todo el mundo entraría a la vez», comentó en televisión.

Por su parte el periodista oficialista Randy Alonso, le dio la razón y terminó la frase: «se saturarían las redes».

En otro orden, el titular cubano aseguró que el monopolio de las telecomunicaciones de la Isla destina una parte de sus ingresos a «otros sectores» de la economía en el país, por su «vocación revolucionaria».

Sobre las quejas de los clientes de la única compañía cubana que ofrece servicios de telecomunicación, Perdomo Di-Lella dijo «siempre podemos hacer más por mejorar la calidad del servicio, y eso es un combate diario».


«En Guatemala (para qué hablar de Estados Unidos, Europa y Japon), donde una revolución efectiva en las telecomunicaciones abrió a la competencia y la propiedad privada el antiguo monopolio estatal, y logró que al final hasta las comunidades indígenas hicieran videollamadas baratísimas en maya y quiché, se reirían de él. Aquí no, aquí es un ministro», comentó en sus redes sociales el periodista independiente Henry Constantin Ferreiro sobre las declaraciones burlescas de este personaje.

Se congestionarían las redes. Nadie podría hablar. Todo el mundo hablaría a la vez. Eso es lo que ha dicho ayer este…

Posted by Henry Constantin Ferreiro on Saturday, February 22, 2020

«Congestión hay en Cuba, sí, no por las muchas llamadas baratas, sino por la cantidad desmesurada de ineptos que tenemos en el gobierno», agregó el director del medio independiente La Hora de Cuba.