Papa-Francisco-Cobre

Este lunes se publicó un informe del Departamento de Estado de Estados Unidos asegurando que no hay libertad de religión y existe discriminación basada en la religión, aunque la constitución de la isla dice todo lo contrario.


El Gobierno y el Partido Comunista de Cuba supervisan los grupos de fieles, a través de la Oficina de Asuntos Religiosos, controlando en la isla la mayoría de los aspectos de la vida religiosa.

El régimen continúa el acoso a algunos líderes religiosos y a sus seguidores, con amenazas, detenciones, confiscación de material religioso y restricciones de viaje. Algo que en los 70’s y 80’s era más que prohibido al parecer continúa pero de otro modo.

El gobierno de estadounidense incitó en el informe el fortalecimiento de las instituciones religiosas y propone mejorar el intercambio de visitas por miembros de instituciones religiosas de Estados Unidos con sus homólogos cubanos.

Además, la embajada de Estados Unidos ha pedido reunirse con funcionarios de la Oficina de Asuntos Religiosos de la isla y con la cabeza del Consejo de Iglesias de Cuba, una organización cuasi gubernamental que comprende la mayoría de los grupos protestantes.