Economía Entretenimiento

En alusión a Halloween, los cuatro miedos que todos queremos evitar

El psiquiatra de la Universidad de Harvard y autor del “Calendario emocional”, John Sharp dice que uno de los miedos más complejos de enfrentar es el relacionado con el dinero. Quizá por el miedo a la incapacidad, falta de planificación y confianza en relación con la economía.


Los editores de LearnVest.com, a propósito de que se acerca octubre, el mes en que se celebra Halloween, festividad en la que los niños salen a pedir caramelos y las personas hacen bromas para asustar a otros, escribieron un artículo que hace alusión a los cuatro miedos financieros más comunes.

1. Miedo al presupuesto: Hacer un presupuesto puede ser una actividad intimidante y molesta para la mayoría de las personas. Por lo general piensan que es complicado cuando en realidad es más sencillo de lo que parece.

El presupuesto es simplemente un documento que te dice con exactitud con cuánto cuentas para gastar y ahorrar con confianza.

Simon Rego, Psy.D., director de psicología del centro médico de Montefiore, llama “exposición gradual” a la mejor estrategia para esta situación. ¿Qué significa? Que sistemática y consistentemente debes enfrentar tus miedos. Divide la tarea en acciones pequeñas, por ejemplo en vez de hacer un presupuesto anual, trimestral o mensual, empieza por realizar un presupuesto para el día siguiente. Luego al cabo de dos semanas comienza a hacer un presupuesto semanal. Con el tiempo superarás el miedo y podrás llevar a cabo sin ningún problema un presupuesto de mayor envergadura.

2. Miedo a ser honesto: ¿A menudo estás tentado a esconder la apertura de la nueva tarjeta de crédito a tu pareja? o ¿Estás pensando mentirle sobre el monto de la compra que acabas de hacer? Esto es lo que se llama infidelidad financiera y es un hábito muy común en las relaciones de pareja. El ser descubierto por ocultar algún tipo de compra o transacción a crédito es uno de los miedos más frecuentes en las parejas.


Lo mejor es ser 100% sincero. Una buena idea podría ser invitar a tu pareja a tomar café en un ambiente agradable y explicarle la situación. Conversar sobre el tema en público hace que las probabilidades de discusión se reduzcan.

3. Miedo a usar el crédito: Mientras que la mayoría de las personas se van al extremo de usar demasiado crédito, otros tienen miedo de obtener o usar una tarjeta de crédito. Los extremos en sí son perjudiciales. El crédito en algunos momentos puede ayudarte a financiar una casa o parte importante de un negocio.

Intenta que el total de todas tus líneas de crédito no sobrepasen el 5% de tus ingresos en un año, esto es un método que puede evitar que adquieras deudas innecesarias.

4. Miedo a revisar las cuentas y estados bancarios: Ignorar los estados de cuenta puede ser catastrófico para tu economía y puede traer serios problemas financieros. Además, eso no hace que el problema desaparezca, tarde o temprano tendrás que enfrentar la situación.

Siempre ten en cuenta que puedes consultar un asesor financiero o contador, o algún experto en leyes, tener conocimiento de tu situación o aclarar tus dudas en cuanto a las finanzas puede prevenirte de caer en una crisis que después no puedas solventar.

(Con información de El Nuevo Herald)




Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *