Activistas cubanos invitados a la Asamblea General de la OEA, que se celebra este miércoles en la ciudad de Medellín, Colombia, no han podido asistir por impedimento del régimen de La Habana, informa Martí Noticias.


La prohibición ha sido condenada por la Organización de Estados Americanos (OEA) y por el Instituto Internacional sobre Raza, Igualdad y Derechos Humanos.

El Instituto Internacional sobre Raza, Igualdad y Derechos Humanos, con sede en Washington, ha catalogado la negativa de salida del país como «una clara violación a la libertad de expresión y circulación de las y los cubanos».

Los activistas isleños habían sido invitados al Foro Interamericano contra la Discriminación, y al diálogo formal con los Ministros de Relaciones Exteriores del Hemisferio.

«Nosotros venimos trabajando derechos humanos en Cuba desde hace muchísimos años y la experiencia en los últimos cuatro años ha sido que el gobierno cubano impide la salida de activistas a eventos internacionales, tanto de Naciones Unidas, como de la OEA temiendo que los activistas hagan denuncias sobre las violaciones que sufren constantemente en Cuba», sostuvo Carlos Quesada, Director Ejecutivo y fundador de este instituto a Radio Martí.


Aimara Peña de la organización Somos Nueva Cuba; Sara Cuba Delgado de la Alianza por la Inclusión, y el periodista independiente Henry Constantín, estuvieron entre los regulados del régimen para esta ocasión.

Por su parte, analistas reunidos en la 49 edición de la Asamblea General de la OEA, advirtieron este martes que las autoridades judiciales de Cuba, Nicaragua y Venezuela dejan en la impunidad centenares de crímenes de lesa humanidad.