El Gobierno cubano donó un moderno Centro Médico y de Diagnóstico a Georgetown, ciudad de San Vicente y las Granadinas, con asesoría técnica, equipamiento y personal médico de Cuba.


Vilma Reyes Valdespino, embajadora cubana en el país caribeño, según dio a conocer el sitio oficial de la Cancillería Cubaminrex, expresó que con la apertura de la instalación se cumple un sueño de Fidel Castro.

La funcionaria cubana subrayó “la contribución de Cuba al proyecto, en las diferentes fases, incluyendo la donación de equipos y la asignación de un contingente de 23 médicos y técnicos de la salud, patentiza la firme voluntad del pueblo cubano (…) de mantenerse firme en su vocación internacionalista y en su convicción de que un mundo mejor es posible”.

El régimen de La Habana vende servicios profesionales, a través de los médicos, con esto ingresa a sus arcas grandes sumas de dinero; casi 50.000 médicos cubanos se encuentran trabajando en alrededor de 65 países, indican estadísticas oficiales.

El Gobierno cubano se queda con alrededor del 75% del salario de los médicos, que laboran en el exterior, muchos se sienten explotados, y viven en condiciones de semiesclavitud; en ocasiones les restringen la libertad de movimiento; sin embargo para los galenos cubanos estos programas constituyen un alivio, ya que su salario dentro de Cuba no excede los 70 dólares mensuales.


Luke Browne, titular de Salud, Bienestar y Medio Ambiente, dijo que el complejo médico inaugurado en San Vicente “es un monumento a la amistad entre Cuba y San Vicente y las Granadinas”.

Por otra parte mientras Cuba dona un centro médico con todas las condiciones para otra nación, en la Mayor de las Antillas, se vive la escasez de medicamentos, y hospitales y policlínicos experimentan el deterioro.

El primer ministro Ralph Gonsalves, quien también estuvo en la apertura de la instalación, dijo que “Fidel Castro habría estado orgulloso” de la donación y recordó cuando el Comandante en Jefe pensó en construir una instalación médica de ese tipo.

Gonsalves aprovechó la ocasión para agradecer el apoyo de Raúl Castro, y de su sucesor Miguel Díaz-Canel.

(Con información de Diario de Cuba)