El régimen autoriza el uso de dólares estadounidenses en los establecimientos comerciales/Imagen de archivo

La Gaceta de Cuba anuncia que el Gobierno de la Isla autorizó el uso de dólares estadounidenses en las transacciones del comercio minorista y en las importaciones de los ciudadanos cubanos, a través de las agencias del régimen, informa Martí Noticias.


Una evidencia más de que será el peso convertible el CUC el que está destinado a desaparecer en el país caribeño, dando paso hacia la unificación de la moneda en algún momento.

Las entidades importadoras autorizadas por el ministro de Comercio Exterior y la Inversión Extranjera, recibirán licencias para abrir cuentas en dólares en el Banco Financiero Internacional, controlado desde 2016 por GAESA, gestionada por los militares cubanos.

La Resolución No. 73 del 2020, publicada en la Gaceta Oficial indica que «para la realización de sus cobros y pagos, las entidades importadoras autorizadas por el Ministerio de Comercio Exterior y la Inversión Extranjera, solicitan Licencia Específica al Banco Central de Cuba para abrir cuenta bancaria en dólares estadounidenses en el Banco Financiero Internacional S.A., teniendo en cuenta las regulaciones y procedimientos vigentes sobre esta materia».

Según el portal de noticias CiberCuba, con el objetivo de procesar sus transacciones, los ciudadanos cubanos podrán abrir cuentas bancarias en dólares americanos en el Banco Metropolitano S.A., en el Banco Popular de Ahorro, y en el Banco de Crédito y Comercio.


Dichas cuentas estarán asociadas a una tarjeta magnética con la moneda extranjera, para procesar transacciones en CUP y CUC en cajeros y establecimientos comerciales.

Las cuentas recibiría fondos a través de transferencias bancarias del exterior en cualquier moneda libremente convertible, a su vez «de transferencias bancarias desde otras cuentas en moneda libremente convertible que operan en bancos cubanos; transferencias de FINCIMEX S.A. por concepto de remesas, y mediante depósitos en efectivo de dólares estadounidenses, euros, libras esterlinas, dólares canadienses», y otras.

No obstante, el gravamen de 10% a los depósitos en efecto se seguirá aplicando a los dólares estadounidenses, de acuerdo al quinto punto del documento.

Martí Noticias especifica que «el hecho de que se hayan aprobado ahora las transacciones en dólares estadounidenses no significa que los ingresos en esas cuentas puedan hacerse solamente en la moneda del enemigo«.

A partir de ahora todos los establecimientos comerciales en divisas podrán aceptar pagos con tarjetas magnéticas en dólares.

Sin lugar a dudas esta medida responde al escenario de crisis que experimenta la economía cubana actualmente, que lleva décadas languideciendo, pero que ha colapsado aún más en los dos últimos años ante el descalabro de su aliada Venezuela, las sanciones de Washington, y el panorama que le ha traído la pandemia de Covid-19, con una abrupta caída del turismo, y las afectaciones de las remesas.