Wall Street Nueva York. Foto: Pixabay

De acuerdo a la segunda estimación de la Oficina de Análisis Económico del Departamento de Comercio de EEUU, la economía estadounidense registró un crecimiento anualizado del 4.2% en el segundo trimestre, lo que supone una décima más de lo estimado en un inicio, y representa el mayor ritmo de expansión desde el tercer trimestre de 2014.


El PIB de Estados Unidos, en el primer trimestre de 2018 experimentó un crecimiento anualizado del 2.2%, confirmó la oficina gubernamental.

Con la aceleración del crecimiento del PIB en el segundo trimestre, se ha reflejado el mayor crecimiento del gasto de consumo personal, las exportaciones, la inversión pública, y se registró una menor caída de la inversión residencial fija, apunta Diario Las Américas.

A la inversa, en el segundo trimestre se alcanzó una disminución de la inversión en inventarios privados, y una desaceleración en la inversión fija no residencial, por otra parte las importaciones bajaron luego de haber crecido en los tres primeros meses del año.

En el segundo trimestre de 2018, el gasto de los consumidores creció un 3.8% anual, en contraste con el 0.5 entre enero y marzo, mientras que el gasto público se elevó un 2.3%, despuntando el incremento del 1.5 en el primer trimestre.


Mientras las exportaciones estadounidenses aumentaron en un 9.1% anual en el segundo trimestre, en comparación con el avance del 3.6% de los tres meses anteriores.

(Con información de Diario Las Américas)