Miguel Díaz-Canel

El «presidente» de Cuba, Miguel Díaz-Canel compareció ante la prensa nacional para hablar sobre la grave crisis energética en la que se encuentra el país.


Canel avisó a los cubanos que la crisis se sentiría más fuerte en las próximas semanas.

Según un Canel la situación de falta de petróleo se debe a que no se pudo negociar a tiempo el arribo de nuevos cargamentos de petróleo para satisfacer la demanda nacional «Ahora mismo llevamos varios días en que no nos está entrando petróleo, y eso hay que decirlo porque se va a hacer sentir» dijo Canel.

Canel reconoció que las paradas de ómnibus en La Habana estaban llenas de personas porque no había transporte público en la capital.

El «presidente» insistió que el problema de escasez no es de alimentos sino que es esencialmente con algunos combustibles que impedirán la distribución de esos alimentos.


Canel dijo que Cuba no estaba en Periodo Especial y dijo que no creía que no se llegaría a una situación similar.

Como es costumbre en Cuba, Canel culpó a la administración Trump y al embargo de la mala situación económica en la isla.