Asilo en Estados Unidos. Foto: DesignRage / Shutterstock.com

Una decisión de la Corte Suprema anunciada hoy impide a los inmigrantes que entraron de manera ilegal adquirir la residencia permanente en Estados Unidos.

Según la Corte Suprema las personas que viven en el país por razones humanitarias no pueden solicitar la residencia permanente ni aunque se encuentre bajo el programa de protección temporal.


El Estatus de Protección Temporal aplica a personas que provienen de países devastados por guerras o desastres. Los protege de la deportación y les permite trabajar legalmente.

Hay unas 400.000 personas de 12 países bajo este estatus reportó El Nuevo Herald.

El caso que llevó a la decisión de la Corte de Suprema involucra a una pareja de El Salvador que vive en Estados Unidos desde principios de la década de 1990,

La decisión no afecta a los inmigrantes que tienen TPS y entraron de manera legal a Estados Unidos.