Cubanos terminan 2020 peor que como lo comenzaron: se agrava el desabastecimiento y las colas/Imagen tomada de Twitter

Los cubanos cierran el año peor que como lo comenzaron, con los casos de Covid-19 en aumento, en un contexto crítico debido a la escasez, un vídeo de una cola compartido en redes por el líder de la Unión Patriótica de Cuba (UNPACU), José Daniel Ferrer, así lo evidencia.


«En la medida en que se acerca el 2021 más hambre, más colas, más policías en las calles, más represión…y sobre todo más deseos de que termine la tiranía que produce todos estos males. Estas imágenes son de hoy en Santiago de Cuba. Pueblo, levántate y lucha con valor!!!», escribió el opositor.

A partir de enero el panorama puede agravarse, ya que según proyecciones de analistas y afirmaciones del propio régimen va a haber mayor inflación, producto de la unificación monetaria, como parte de la «tarea ordenamiento», proceso que comenzará en apenas cuatro días.

El activista Leonit Carbonell, desde el municipio de Baraguá, en la provincia de Ciego de Ávila, revela que los mercados agropecuarios y las TRD están desabastecidos o tienen productos que se venden a un alto precio.


Según Carbonell, «una máquina de afeitar desechable costaba 10 pesos y ahora vale 100 y la libra de arroz aquí está a 15 pesos».

«Aquí los productos los hay por la tarjeta magnética con dólares americanos y si usted no tiene ese dinero, entonces tiene que morir acá con esos precios que le estoy hablando en la calle», añadió.

Mientras Teresa Crespo, una mujer que hacía cola para comprar carne de cerdo a 40 pesos la libra el martes, dijo al independiente diario digital cubano 14yMedio, que estuvo tres horas en la fila para adquirir el preciado producto.

«…Yo nunca hice cola para comprar esta carne, a mi casa todos los meses me la traían de Cienfuegos pero desde que comenzó la pandemia, más nunca», explicó.

«Yo hice esta cola porque este año quiero tener una cena completa y de otra forma es imposible. Hay que traer la libreta y el carné de identidad y cuando compras te ponen un cuño para que no puedas volver a hacer la compra», concluyó Crespo.