El gobierno de Cuba ha establecido 35 puntos de conexión WiFi en la capital para que los cubanos puedan conectarse a Internet pagando 2 CUC la hora. Algunos cubanos se encuentran preocupados por ser presa de atracos o robos en estos lugares donde se concentran entre 50 y 100 personas para conectarse todos los días.