El canciller cubano Bruno Rodríguez Parrila y su homólogo norcoreano conversaron el miércoles sobre el impulso de los vínculos de Pyongyang y La Habana para mantener un diálogo político y continuar consolidando sus modelos socialistas “bajo la presión” de Estados Unidos, que ha impuesto nuevas sanciones a ambos países comunistas.


El ministro de Relaciones Exteriores de Corea del Norte, Ri Yong-Ho, dijo que, “ambos países estamos construyendo el socialismo bajo la presión y el bloqueo cruel de los imperialistas”.

Desde el pasado lunes el titular de Exteriores de Corea del Norte se encuentra en la Mayor de las Antillas, pero su agenda oficial no comenzó hasta ayer miércoles, quizás antes estuvo vacacionando.

El miércoles se reunió con Rodríguez Parrilla en la sede de la Cancillería cubana, a la que sólo se permitió el acceso a un grupo de medios seleccionados.

En la cita, el canciller cubano rechazó los “listados unilaterales y arbitrarios” de Estados Unidos, que esta semana incluyó al régimen de Kim Jong-un en su lista de patrocinadores del terrorismo, además de imponer nuevas sanciones económicas para presionar al dictador en una negociación de desarme nuclear.


El titular cubano también condenó las “maniobras militares encabezadas por Estados Unidos” que ponen en riesgo la paz y la estabilidad de la península de Corea, sin embargo no hizo mención alguna acerca de las persistentes pruebas de misiles y al último test nuclear, efectuado en septiembre por el régimen norcoreano.

En el encuentro recordaron a los fallecidos autócratas de Cuba, Fidel Castro y de Corea del Norte, Kim Il-Sung, que establecieron relaciones bilaterales en 1960.

En 1896, Fidel Castro visitó el país asiático, y allí se reunió con el fundador del país, Kim Il-Sung, y su hijo y sucesor, Kim Jong-Il, abuelo y padre, respectivamente, del actual líder norcoreano, Kim Jong-Un.

Actualmente Corea del Norte y Cuba tienen vínculos estrechos, en 2015 Miguel Díaz-Canel, primer vicepresidente cubano fue recibido por Kim Jung-un en Pyongyang.

Y en 2016 a raíz del deceso de Fidel Castro, el régimen norcoreano envió a la capital cubana a Choe Ryong-hae, considerado el número tres del régimen Juché (autosuficiencia), para el funeral de Castro.

(Con información de Martí Noticias)