Gasolinera en Cuba. Foto: Cuba en Miami

Villa Clara es la tercera provincia cubana con más procesos penales por robo de combustible, según el portal oficialista Cubadebate, que ha publicado un extenso reportaje sobre el tema, a propósito de la severa crisis que afecta la Isla, definida por el régimen como «coyuntural», informa Diario de Cuba.


Luego de los juicios concluidos este año, el Gobierno revela que en Villa Clara se reportan pérdidas de 25 mil litros.

De acuerdo al artículo de la web estatal, en la Isla roban a cada hora, unos 626 litros de combustible, cuestión que según la prensa oficialista «no se puede justificar por los bajos salarios» o por «una cultura basada en el aprovechamiento de los recursos estatales en pos del beneficio personal».

Sino que tiene que ver con la «ética» y «responsabilidad social», según Cubadebate, que hace caso omiso a la mala gestión del Gobierno.

El reporte indica que entre los delitos comunes se encuentra la receptación, con el 50% de los casos, mientras el 33% se asocia con apropiación indebida de 3.250 litros, de acuerdo a datos ofrecidos por organismos estatales.


Otras faltas son el incumplimiento del deber de preservar bienes en entidades económicas del Gobierno, que aunque representan el 10% de los casos, constituyen las mayores pérdidas, de 20.700 litros, o sea el 86% del combustible que se extravía en Villa Clara, siendo la segunda provincia en Cuba con más transportes decomisados por estas causas.

La manera más simple de robar en el territorio es el mutuo acuerdo entre el pistero y el chófer estatal responsable de la tarjeta prepagada de combustible, según Juan Carlos Marante Mariño, gerente comercial de la Sucursal CIMEX Villa Clara.

Otras más complejas se traducen en una pérdida de entre un 1% y 3% del combustible durante el proceso de reabastecimiento, dependiendo si la medición ocurre por vara o de manera automática.

Marante Mariño dijo que se han detectado a trabajadores que se aprovechan de esa brecha, reportando el faltante para apropiárselo.

El funcionario señaló que entre las medidas que han tomado se encuentran aumentar las inspecciones sorpresivas y chequear la última operación de la cinta auditora para ver si coincide.

La prensa cubana aunque evidencia algunos factores que pueden haber incidido en la escasez de combustible en la Isla, silencia otros, los que tienen vínculo con el mal manejo del régimen, y la ineficiencia de su gestión.