Crucero de Carnival (Imagen de Pixabay)

La Orden de No Navegar expira el sábado 31 de octubre de 2020, y los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades están trabajando con las líneas de cruceros para tomar un «enfoque gradual» para reanudar las operaciones de pasajeros en aguas estadounidenses.


De esta forma los cruceros podrían muy pronto regresar a mar abierto y retomar sus operaciones. Los CDC anunciaron el viernes un marco para lo que describieron como una «reanudación gradual de las operaciones de pasajeros de cruceros».

De acuerdo al plan propuesto primero se llevarán a cabo pruebas con la tripulación y se asegurará de que cada uno tenga disponible y use los medios de protección y seguridad.

Las fases posteriores para que la industria de cruceros comience a operar serán:

-Viajes simulados para probar la capacidad de los operadores de cruceros para mitigar el riesgo de COVID-19.
-Certificación para buques que cumplen requisitos específicos.
-El paso final sería un regreso gradual a los viajes regulares con pasajeros en los cruceros.


En una conferencia de prensa el martes, el gobernador de Florida, Ron DeSantis, apoyó la reapertura del negocio de las líneas de cruceros debido a sus contribuciones a la economía turística del estado, especialmente en el sur de Florida. Anunció que se había puesto en contacto con la Casa Blanca sobre el tema.

No se tiene una fecha específica para que los cruceros vuelvan a navegar ya que depende de las fases primeras que se deben pasar y las medidas de seguridad que se deben confirmar.