Para el 2018, Corea del Sur desplegará una unidad de drones de combates para contrarrestar las amenazas armamentísticas de Corea del Norte, según informa EFE.

Para ello, el Ministerio de Defensa creó un grupo especial que desarrolla este nuevo dispositivo armamentístico que ha sido llamado «dronebot» (combinación de «drone» y «robot»).

El ejercicio, que emplea unidades similares a las del Ejército de Israel, tendrá aviones no tripulados que podrán identificar instalaciones nucleares y misiles de su vecino en el Norte.

«(…) el ejército surcoreano de aviones no tripulados tendrá dos tareas principales, según fuentes anónimas: realizarán misiones de reconocimiento, inspeccionando los sitios de desarrollo y prueba de armas norcoreanos; y tendrán la capacidad de lanzar ataques en equipo», señaló BBC.


Ambos países permanecen en conflicto desde la Guerra de Corea (1950-1953) que terminó con un armisticio que nunca fue sustituido por un tratado definitivo de paz.