Especulaciones sobre la posibilidad de que Raúl Castro se mudara a Santiago de Cuba parecen confirmarse después de reportes de un aumento significativo de la seguridad en una zona donde se supone este su nuevo domicilio.

De acuerdo con los rumores, la casa comenzó a construirse hace unos tres años en una zona militar, situada entre los repartos Rajayoga y Pastorita. La supuesta nueva residencia de Castro en Santiago la estaría supervisando su hijo, el poderoso coronel Alejandro Castro.

El grupo opositor, Unión Patriótica de Cuba (UNPACU) mostró imágenes del muro que se estaría edificando alrededor de esa vivienda y el traslado forzado de familias del reparto Rajayoga hacia zonas como micro nueve en el también reparto José Martí.

La vivienda está rodeada de altas vallas de cemento, y la zona está custodiada por fuerzas del batallón de Seguridad Personal, encargado de la protección de altos dirigentes del Gobierno cubano.