Un accidente con un arma de fuego dejó a una adolescente herida en un tobillo.


Sucedió en un vehículo de Uber cuando Bailey Braun, de 15 años, regresaba a su casa en Aventura acompañada de su novio.

El conductor de Uber hizo una parada para recoger a otros pasajeros cuando iba a mover su arma que accidentalmente se disparó.

«El (conductor) iba a mover su arma, y ​​se disparó», dijo Bailey. «Simplemente escuchamos como un gran pop, y luego escuchamos un zumbido en nuestros oídos».

La bala entró por el tobillo y salió por el talón dijo la madre de la víctima a Local 10 News.


Braun inicialmente no sintió nada. «No sabía que me dispararon al principio», dijo. «Cuando moví el pie, vi que salía sangre. (El conductor) me dijo ‘Lo siento, no sabia que se había disparado’. Sabía que era un arma cuando dijo eso «.

Braun comenzó a gritar y el conductor agitado se colocaba las manos en la cabeza y pedía disculpas.

La adolescente fue atendida en el Memorial Regional Hospital y ya se encuentra en su casa recuperándose.

El conductor no enfrenta cargos, y la policía ha tratado el incidente como un accidente. Las autoridades dijeron que el conductor tenía un permiso para llevar el arma.

Un portavoz de Uber le dijo a Local 10 News: «Esto es profundamente preocupante y nuestros pensamientos están con la pasajera y su familia mientras se recupera. Hemos eliminado el acceso del conductor a la aplicación y trabajaremos con la policía».

Uber tiene una estricta política de armas, indicando que los conductores y los pasajeros tienen prohibido portar armas de fuego de cualquier tipo mientras usan la aplicación.