Según informó el Departamento de Comercio el lunes, el censo de Estados Unidos de 2020 incluirá una pregunta sobre ciudadanía.


A través de un comunicado, la dependencia señala que esos datos ayudarán al Departamento de Justicia a proteger los derechos al voto de las minorías.

Por otro lado, quienes no están de acuerdo con la medida, alegan que los inmigrantes se sentirán desalentados para responder el censo.

El mes pasado, una coalición de fiscales estatales exhortó al Departamento del Comercio a no añadir dicha pregunta, explicando que esto podría reducir la participación entre los inmigrantes, y causar errores en el conteo de habitantes en EEUU.

De acuerdo al Departamento de Comercio, entre 1820 y 1950, casi todos los censos decenarios incluían algún tipo de pregunta sobre ciudadanía.


La función de este censo es determinar la representación política en el Congreso, el financiamiento de programas federales y otros asuntos de interés.

(Con información de Chicago Trinune)