Un tiburón blanco de 14 pies de largo, se acercó el sábado a un barco de alquiler de la propiedad del capitán de barco, Tony Peeples, frente a la costa de Fernandina Beach, al norte de Amelia Island.


Peeples dijo a Action News Jax: “yo acababa de inclinarme sobre la borda de ese lado para soltar un pez. Me paré mirándolo y dije: ‘No, no puede ser… Pues sí, sí lo es’”.

El hombre contó a la estación de televisión que el tiburón salió de su embarcación y se comió de un bocado media corvina negra de 50 libras.

En sus casi 30 años de carrera, Peeples de la firma Southern Style Charters, nunca había visto un gran tiburón blanco.


“Es una experiencia tremenda ver algo tan grande a tres pies de distancia”, afirmó.

(Con información de El Nuevo Herald)